C: El Ministro Principal de Gibraltar comparece ante la comisión AFCO del Parlamento Europeo

 

Gobierno de Gibraltar

 

PARLAMENTO EUROPEO

COMISIÓN DE ASUNTOS CONSTITUCIONALES DEL PARLAMENTO EUROPEO

“La relación constitucional del Reino Unido con la Unión Europea: consecuencias de los resultados del referéndum del 23 de junio de 2016”

LUNES, 30 DE ENERO DE 2017

Gobierno de Gibraltar

DISCURSO

 

Gibraltar, 30 de enero de 2017

 

Señoras y señores:

Es un placer el haber sido invitado a hablar ante ustedes como Ministro Principal del Gobierno de Su Majestad en Gibraltar y en representación del pueblo gibraltareño.

Gracias por decidirse a escuchar la voz del pueblo de Gibraltar.

Estamos ante un momento trascendental de nuestra historia como pueblo.

De hecho, es un momento clave en la historia de Europa.

Los gibraltareños han sido, son y desearían haber seguido siendo los más entusiastas europeos.

Pero el pueblo británico en su conjunto ha decidido tomar un camino diferente.

A la luz de la decisión de abandonar la Unión Europea, me gustaría empezar el discurso poniendo de relieve algunos detalles de la situación actual de Gibraltar como miembro de la Unión Europea.

Después, hablaré sobre el referéndum y los problemas que pueden surgir en el contexto de las negociaciones una vez que el Reino Unido aplique el artículo 50 del Tratado de Lisboa.

Por supuesto, estaré encantado de responder a todas las preguntas que puedan tener una vez que termine la presentación.

Por tanto, empezaré describiendo la naturaleza y los términos de la relación entre Gibraltar y la Unión Europea.

Gibraltar se unió a la entonces llamada Comunidad Económica Europea (CEE), junto con el Reino Unido, en 1972.

Nuestra membresía se realizó por medio de lo que entonces era el artículo 227 (4) del Tratado de Roma, que hoy es el artículo 355 (3) del Tratado de Funcionamiento de la Unión Europea.

El artículo dispone que:

“Las disposiciones de los Tratados se aplicarán a los territorios europeos cuyas relaciones exteriores asuma un Estado miembro.”

El propósito de esta provisión era aplicar en su totalidad los Tratados de la Unión Europea en Gibraltar.

La plena aplicación entró fue matizada por los artículos 28-30 del Tratado de Adhesión del Reino Unido a la Unión Europea.

·         Las leyes concernientes a productos agrícolas y de armonización de legislación en cuanto al impuesto sobre facturaciones (IVA), no se aplican a Gibraltar.

·         Gibraltar queda fuera del Territorio Aduanero Comunitario de la Unión Europea, y la libre circulación de mercancías del mercado único no se aplica en Gibraltar.

·         Del mismo modo, la Política Comercial Común tampoco es aplicable en Gibraltar.

Por otro lado, Gibraltar queda fuera únicamente de las áreas de derecho comunitario a las que  el Reino Unido no se suscribió, como el Espacio Schengen y la moneda única.

En cuanto al resto de las partes de los Tratados de la Unión Europea, que incluyen la libre circulación en cuanto a servicios, personas, establecimiento y capital, sí se aplican a Gibraltar, del mismo modo que las políticas comunitarias sobre medio ambiente, protección al consumidor, etc.

En cuanto al estatus actual de Gibraltar dentro de la Unión Europea, en la Opinión del 19 de enero de 2017 en el caso c-591/15, el Abogado General del Tribunal Europea afirmó que “El Reino Unido y Gibraltar deben ser tomados en consideración como un único Estado miembro”.

Por ello, déjenme explicarles brevemente la aplicación de la ley comunitaria en Gibraltar.

Todas las leyes y disposiciones importantes en relación a las partes de los Tratados se aplican en Gibraltar bajo la gibraltareña Ley de las Comunidades Europeas. .

La responsabilidad en las trasposiciones y la aplicación de las leyes comunitarias corresponde al Gobierno de Gibraltar.

A este respecto, la provisión fundamental es la sección 47(3) de la Constitución de Gibraltar, que afirma que los Ministros del Gobierno de Gibraltar tienen PLENA responsabilidad en todo lo concerniente a la UE, salvo en las áreas de Defensa y Relaciones Exteriores.

Por tanto, trasponemos e implementamos todas las medidas de la UE en Gibraltar del mismo modo que cualquier Parlamento nacional y Gobierno de un Estado miembro.

De hecho, el 70% de las leyes aprobadas en Gibraltar tienen relación con la pertenencia de Gibraltar a la Unión Europea.

Estoy seguro de que estarán, sin duda alguna, encantados e impresionados de saber que Gibraltar está TOTALMENTE adelantada en cuanto a los plazos de transposición de TODAS LAS directivas y otras medidas de la Unión Europea se refiere.

No tenemos nada pendiente.

Y Gibraltar bien podría ser la única jurisdicción de la Unión Europea capaz de decirlo.

Por tanto, estarán de acuerdo en que sería una verdadera lástima ver cómo una jurisdicción tan ejemplar en el campo del cumplimiento del corpus juris de la Unión Europea la abandona contra su voluntad.

Ahora, déjenme explicarles algunos de los mecanismos de interacción entre Gibraltar y la Unión Europea.

El pueblo gibraltareño, así como otros residentes europeos y procedentes de los países de la Commonwealth que residen en Gibraltar, votan en las Elecciones al Parlamento Europeo desde que entró en vigor la sentencia Matthews Contra Reino Unido del Tribunal Europeo de Derechos Humanos.

Aquella decisión también resultó ser importante para el Parlamento Europeo, ya que era la primera vez que un tribunal entendió que el Parlamento Europeo formaba parte integral de sistema legislativo de los Estados miembros.

Gibraltar ha participado en todas las elecciones al Parlamento Europeo desde 2004, como parte de la Circunscripción del Suroeste del Reino Unido.

Gibraltar también cuenta con una oficina de representación, la Casa de Gibraltar (Gibraltar House), en Bruselas, que abrió sus puertas en 2014.

Nuestra representación se reúne regularmente con las instituciones de la Unión Europea, como también lo hace con la Representación Permanente del Reino Unido en la UE (UKREP).

Debo decir que el día que abrimos la oficina, momento en que la bandera de Gibraltar empezó a ondear en la capital europea, fue uno de los logros políticos de los que más orgulloso me siento.

Estamos comprometidos, independientemente del resultado del Brexit, a continuar con nuestra presencia en Bruselas en el futuro.

Ahora quiero hablarles del referéndum del Brexit en Gibraltar.

El 23 de junio de 2016, el pueblo de Gibraltar envió una clara e inequívoca declaración de apoyo sobre la permanencia en la Unión Europea.

Como ya saben, el resultado del referéndum en Gibraltar fue de un 96% a favor de la permanencia, y de un 4% en contra.

Es difícil pensar en cualquier otra región en toda la Unión Europea en la que haya habido una respuesta tan contundente en favor de la permanencia en la UE.

Imagino comparten nuestro pesar, de que unos europeos tan entusiastas tengan que abandonar la Unión Europea.

Considero que hay cinco razones principales que explican los fuertes lazos de unión de Gibraltar con la Unión Europea, así como el mayoritario apoyo del Peñón para seguir formando parte de la Unión:

·         La primera se basa en la profunda unidad política en Gibraltar al respecto, algo sin precedentes.

·         La segunda razón que avala el gran apoyo que tiene la permanencia es que España podría utilizar el BREXIT como una oportunidad para avanzar en sus reclamaciones soberanistas.

·         En tercer lugar, Gibraltar forma parte del continente europeo y nuestros antepasados constituyen una mezcla de nacionalidades europeas. Europa es, sin duda, parte de nuestra historia, de nuestra cultura y de nuestro ADN colectivo. Queremos que esto siga siendo así, con independencia de nuestro BREXIT inevitable.

·         En cuarto lugar, el pueblo de Gibraltar ha visto con el paso del tiempo a la UE como una institución capaz de proporcionar un grado de protección frente a los excesos de un vecino, por desgracia, hostil.

·         Por último, aunque no por ello menos importante, está la cuestión de los Fondos Europeos, un total de 60 millones de libras en 16 años. Se trata de una cantidad importante si hablamos de Gibraltar.

Para ilustrar el cuarto punto mencionado anteriormente, me gustaría señalar que no es infrecuente que España orqueste colas en la frontera de dos horas o más de duración. Estos retrasos resultan desproporcionados y claramente motivados por cuestiones políticas. Recientemente, la Comisión encontró estas colas “injustificadas”.

De hecho, un Ministro de Asuntos Exteriores español ha afirmado de forma específica que estas colas se crean con el objetivo de “demostrar el poder de España para presionar a Gibraltar”.

Cuando esto sucede, la gran mayoría de las personas que se ven afectadas son ciudadanos europeos, la mayoría de ellos del Espacio Económico Europeo (EEE), que trabajan en Gibraltar y viven en España.

Por tanto, ¿cuáles son las implicaciones para Gibraltar y España acerca de la decisión del Reino Unido de abandonar la Unión Europea?

Claramente, hasta que no se sepa cuáles son los términos de la nueva relación entre el Reino Unido y la Unión Europea, resultará difícil medir el impacto del Brexit en Gibraltar y en la región circundante española.

Sin embargo, me gustaría señalar lo siguiente:

Teniendo en cuenta las dificultades políticas que entraña con España, la relación entre Gibraltar y su región colindante es una historia de éxito europeo, de la que hay que estar orgulloso.

Es un ejemplo de libro, de cómo dos partes distintas de la Unión Europea se juntan para crear crecimiento económico, amistad personal y mutua prosperidad para todos en la región.

Y nada representa de manera más clara este éxito para ambos países que una frontera de tránsito libre.

En octubre de 2015, había 26.144 empleados en Gibraltar.

10.473 puestos ocupados por trabajadores que cruzan la frontera, lo que equivale a un 40% de los trabajos totales.

Aproximadamente el 60% de estos empleos los desempeñan trabajadores españoles.

Una frontera que carece de la fluidez necesaria para que la gente pueda acceder a su lugar de trabajo pondría en riesgo, de manera directa, los trabajos de 10.000 ciudadanos europeos que viven en un Estado miembro y trabajan en Gibraltar.

La pérdida de un número significativo de estos trabajadores afectaría tanto a la economía del Peñón como a la española en la región.

Un informe de la Cámara de Comercio de Gibraltar, del que les dejaré una copia, arroja los siguientes datos económicos:

·         En 2013, los negocios gibraltareños  importaron casi 381 millones de libras en bienes y servicios desde España, lo que se traduce en casi 500 millones de euros, en aquel momento.

·         La economía gibraltareña elevó el nivel de resultados en el Campo de Gibraltar en 2013 hasta los 554 millones de libras, casi 750 millones de euros en aquel momento.

·         Gibraltar representaba un cuarto del PIB de la región.

·         El número de trabajos que proporciona la economía gibraltareña es equivalente al 24% de los trabajos fijos totales registrados en la región de Campo de Gibraltar en 2013.

 

·         Los trabajadores españoles fronterizos ganaron más de 130 millones de euros en Gibraltar en 2013.

·         Otros trabajadores extranjeros fronterizos ganaron un total de 135 millones de euros adicionales gracias a la economía gibraltareña.

·         Además, los gibraltareños gastaron casi 100 millones de euros en compras, comida y otros bienes y servicios en Andalucía en 2013.

·         En el siguiente nivel se sitúan los gibraltareños con segundas residencias en el Campo de Gibraltar, que gastaron más de 90 millones de euros en Andalucía.

·         De hecho, con solo 32.000 habitantes, Gibraltar representa el 25% del PIB  de los municipios españoles colindantes, que tienen una población total de 300.000 personas.

·         Por tanto, nuestro efecto en la región es netamente positivo y, en relación, desproporcionado en comparación con nuestra población y la superficie de nuestro territorio.

De hecho, la mejor estadística para ilustrar nuestra contribución es aquella que pone de relieve que Gibraltar es la segunda fuente de empleo en toda Andalucía.

Somos segundos por detrás de la Junta de Andalucía, su Gobierno regional.

La prosperidad de Gibraltar es también la de nuestro vecino, y viceversa.

Por ello, un Brexit sensato que permita a Gibraltar seguir siendo un motor del crecimiento económico no sólo es lo mejor para Gibraltar, sino también para la propia España.

Es por ello que vemos a los trabajadores españoles en Gibraltar como parte de nuestro éxito.

No nos cansaremos de decir que podemos hacer más para crear incluso más puestos de trabajo en la región si somos capaces de trabajar juntos.

Esto le interesa tanto a la vecina región española, como a Gibraltar.

Para conseguir estos objetivos, el Gobierno de Gibraltar está trabajando en estrecha colaboración con funcionarios y ministros del Reino Unido en el Consejo Ministerial Conjunto (Negociación para la Salida de la Unión Europea de Gibraltar), con el fin de asegurarnos de que Gibraltar está “plenamente involucrada” en las negociaciones y los preparativos  para abandonar la Unión Europea con el fin de asegurarnos de que se escuchan nuestras preocupaciones y que se salvaguarda nuestra posición.

Gran parte de ello dependerá en los detalles cuando avancen las negociaciones, pero los siguientes principios generales sirven para informar de la postura del Gobierno de Gibraltar, a medida que procedemos con las negociaciones:

El primero hace referencia a una beneficiosa frontera libre, buena para la región española vecina, y para Gibraltar.

Este punto afecta especialmente a los trabajadores que cruzan la frontera, y a los turistas.

Son personas que, básicamente, entran y salen de Gibraltar el mismo día.

Por supuesto, Gibraltar está preparada para considerar cualquier solución razonable para salvaguardar el tráfico fronterizo.

Por ejemplo, con una relación especial con el Espacio Schengen, o el establecimiento de un espacio común de viaje o emigración entre Gibraltar y la UE, sujeto a controles aduaneros como los que hay hoy, y como siempre ha habido desde 1972.

Una vía potencial podría ser el Reglamento CE 1931/2006 que aporta la provisión de derogaciones a favor del tráfico local fronterizo en los límites exteriores de las fronteras de los Estados miembros.

Este Reglamento se inspira en el interés de la Comunidad ampliada de asegurarse de que las fronteras con los países vecinos no se convierten en una barrera para el intercambio comercial, social y cultural, o para la cooperación regional.

Y, en el caso de Gibraltar, sería más fácil de gestionar que en otros sitios en los que se aplica, ya que solo abarcaría 6,47 kilómetros cuadrados.

El segundo problema importante para Gibraltar a medida que avanzan las negociaciones es la necesidad de seguir accediendo al mercado único de servicios, que representa alrededor del 10% de nuestros negocios financieros y de otra índole.

De modo que, en esencia, les pediría que tomen conciencia de que la situación de Gibraltar es única, y que no debe pasarse por alto en el proceso de negociación.

Una frontera en condiciones para los trabajadores que cruzan la frontera a diario, y para los turistas (sin relación a lo que hoy conocemos como libre circulación de personas en la UE), se antoja esencial.

Gibraltar siempre ha tenido un estatus distinto dentro de la Unión Europea al del Reino Unido y, hasta el grado que el resto de los Estados miembros acepten, y Gibraltar quiera, deberíamos ser capaces de llegar a acuerdos realistas y geográficamente sensatos.

Debería llegarse a un acuerdo para asegurar la mejor cooperación y las relaciones vecinales con las naciones que nos rodean, en concreto con España y Marruecos.

El sentido común debe prevalecer.

Hago un llamamiento a todas las partes en la próxima negociación a que hagan caso a la recomendación de la Primera Ministra de negociar desde el respeto.

Negociar en el mejor interés y el beneficio mutuos de todos los ciudadanos afectados.

Trabajar para asegurar una colaboración continuada, más allá de la pertenencia a la Unión, entre un Reino Unido exitoso y ahora independiente, y una Unión Europea floreciente y en desarrollo.

Confío en que lo harán con buena voluntad y simpatía hacia el pueblo de Gibraltar y su región colindante.

Porque puede que abandonemos la Unión Europea.

Pero nuestros corazones siempre estarán en Europa.

Y nuestro hogar será por siempre europeo.

 

Señoras y señores, gracias a todos. Responderé encantado a todas las preguntas que quieran formular. Hay algunas, en concreto, que deseo responder.

 

 

 

 

 

 

 

 

Nota a redactores:

 

Esta es una traducción realizada por la Oficina de Información de Gibraltar. Algunas palabras no se encuentran en el documento original y se han añadido para mejorar el sentido de la traducción. El texto válido es el discurso original tal cual fue pronunciado en inglés.

 

Para cualquier ampliación de esta información, rogamos contacte con

Oficina de Información de Gibraltar

 

Miguel Vermehren, Madrid, miguel@infogibraltar.com, Tel 609 004 166

Sandra Balvín, Campo de Gibraltar, sandra@infogibraltar.com, Tel 637 617 757

Eva Reyes Borrego, Campo de Gibraltar, eva@infogibraltar.com, Tel 619 778 498

 

Web: www.infogibraltar.com, web en inglés: www.gibraltar.gov.gi/press-office

Twitter: @InfoGibraltar

taxonomía: 
Facebook Twitter Vimeo Share to Stumble Upon More...